¿De quién fue el impulso?

Impresionante hoy, las cosas como son, Ignacio Escolar. Os recomiendo este artículo, «La caza del oso ruso», para que veáis el mejunje, el chanchullo y el apaño que se está montando con el desembarco ruso en Repsol. Y también las patadas en el culo que se da ese desembarco con intereses económicos y estratégicos importantísimos para España, para Europa… y hasta para Norteamérica. Guau.

A nivel anecdótico, me quedo con esta frase, simplemente genial: «[…] ahora que hasta los políticos inspiran más crédito que los bancos […]».

A nivel inquietante, muy inquietante, me apunto esta tremebunda insinuación con la que cierra el artículo que cito: «El problema es que, desde el Estado (que no desde el Gobierno), hay también altas instancias que no quieren cazar al oso ruso». Si quiere decir lo que yo creo que quiere decir… joder, joder, joder…

Se me ha cruzado el desayuno, mira.

Anuncios
Both comments and trackbacks are currently closed.

Comentarios

  • lamastelle-inocenton  On 23/11/2008 at .

    ¿No estareis acudsando a Bellido de haber tenido la idea, verdad caballero? 😉 Habra que preguntarle al mentidero de Madrid 🙂

  • davilin  On 24/11/2008 at .

    Mitrooo…mitrooo…Mitrofan? 😉

  • Ryouga  On 24/11/2008 at .

    Desde mi ignorancia en estos temas..si tan importante es ese sector para nuestros intereses ,¿porque lo privatizamos?, ahora con que autoridad moral interviene el gobierno en asuntos del libre mercado?.Deberiamos tomar nota para cuando quieran privatizar la sanidad.

A %d blogueros les gusta esto: