Delendum est ciclum

De la serie: Rugidos

Después de una agradable sobremesa con un matrimonio amigo, bajaba esta tarde con mi mujer, no hace ni una hora al momento de escribir estas líneas (20:00), por la calle de Castillejos de Barcelona. Esperando que se abriera el semáforo de peatones del cruce con Padre Claret, un ciclista, sin dispositivo alguno reflectante ni de iluminación, ha invadido el carril BUS cruzándose justamente en las narices de uno que llegaba, que ha tenido que dar, lleno de pasajeros, el frenazo correspondiente. Al contemplar la escena he exclamado: «¡Hala! ¡Sin luces ni nada!».

Bueno, pues el tío se ha dado media vuelta y se ha encarado conmigo. Bueno, si sólo fuera encararse, nada. Me ha agarrado por la manga del abrigo y se ha puesto como un loco. Como un imbécil, más bien. Al exigirle que me soltara la manga, me ha largado la amable advertencia: «Si te vuelves, te destrozo», tal cual, subido sobre la bici. Seguidamente, me ha dado un empujón que me ha precipitado sobre el propio carril BUS. Afortunadamente, no pasaba ninguno en este momento; si llega a ser así, no sé dónde estaría yo ahora.

Nada. Ahora saldrán todos los buenrollíticos de las dos ruedas a decirme que es un incívico y un cafre y, naturalmente, una excepción. Qué cosas: todas las excepciones me vienen a caer a mí, ya es mala suerte.

Estoy ya muy harto de esa tropa que hace lo que les sale de los cojones (o del coño, en otro caso) y pasa de normas y de civismo y de todo y que encima van por el mundo en plan macarra, como si tuvieran derecho a ello, a todo. Y no es una minoría. Qué cojones: NO ES UNA MINORÍA

Ahora, me apetecería decir que apoyaré -y el apoyo incluye mi voto- a cualquier administración que me saque a esos cabrones de la calle, o que apoyaré cualquier iniciativa anticiclista en ciudad, pero eso es no decir nada, porque ya lo hago. Poca cosa más puedo hacer, claro.

Salvo una: a partir de hoy, cada vez que lea en un medio que, en un entorno urbano, alguien -coche, camión, autobús, lo que sea- ha aplastado a uno de esos tipejos, me tomaré un buen trago de whisky para celebrarlo.

A la salud del ejecutor. Que ya está bien, coño.

——————–

Actualización 7.1.2013 – Hablando de Roma, el papa asoma. Mirad lo significativo de esta noticia. Y mirad también los comentarios que ha suscitado en Menéame. Está claro que lo de los ciclistas es un problema ya importante en las ciudades. Yo creía que era un problema exclusivamente barcelonés, pero veo que cuecen habas en muchas otros sitios.

Anuncios
Both comments and trackbacks are currently closed.

Comentarios

  • Juan Manuel (@babui_)  On 04/01/2013 at .

    Excepto por lo del whisky, completamente de acuerdo. Estos días estoy en Barcelona pasando las fiestas con mis padres. El centro se ha convertido en un auténtico peligro, ya que te sale un ciclista por dónde menos te lo esperas. Incluso teniendo carril bici se dedican a cortar por los chaflanes para ahorrarse un semáforo. Y por supuesto ante la impasiva mirada de la guardia urbana.

  • k reilly  On 04/01/2013 at .

    ¿Vas a celebrar la muerte de alguien por el motivo que sea?

  • Alvaro  On 04/01/2013 at .

    Buenos días Javier.

    Totalmente de acuerdo con lo que comentas respecto a los ciclistas. Igual que a ti a mi me da también la sensación de que siempre tropiezo con la “excepción” esa. A lo del whisky no le voy a dar ni la menor importancia ya que asumo que se trata del producto de un calentón tras haberte visto agredido. Doy por hecho que eso no se hará realidad y animo a todos los lectores asiduos o no a no darle demasiado peso.

    Un abrazo.

  • Ana Mª  On 04/01/2013 at .

    Vaya!!, hace unas semanas mi marido presenció como un ciclista (ignorando su semáforo) pasó rozando a un trio de colegialas, las chiquillas se asustaron y a una de ellas le “tocó” con la empuñadura del manillar. Mi marido le dijo:
    !Tienes el semáforo en rojo!. Y el buen ciclista se le volvió hacia mi marido y le fué siguiendo hasta cruzar de acera diciendole que le iba a partir la cara etc, etc…Unos espectadores que estaban en una terraza y vieron toda la escena ( esto pasó en la C/ Urgell) recriminaron al ciclista incivico y el personaje….se achantó y se marchó diciendole a mi marido que se habia quedado con su cara y que ya le pillaria ya…

    En fín, que como bien dices el tema de los ciclistas urbanos que no respetan sus pasos y señales…que van por la acera sorteando transeuntes y encima te tocan el timbre…no son casos aislados.

    Un saludo

  • Jordi  On 04/01/2013 at .

    Tengo la suerte de poder ir cada día al trabajo andando y soy testigo, día sí y día también, de la absoluta falta de civismo y sentido común de los ciclistas. En Barcelona, respetar el carril bici y las normas de circulación es absolutamente optativo para el colectivo ciclista. Javier, lamento lo que te ha ocurrido; el tipo éste es, llanamente, un delincuente.

  • Jordi  On 04/01/2013 at .

    Y añado: una tarde de fin de semana estuve a punto de comerme con patatas a un ciclista que circulaba en sentido contrario.

  • asmpredator  On 04/01/2013 at .

    Si Javier, que nos corten la cabeza a los ciclistas, que todos somos unos gamberros, muerte a los ciclistas esos psicopatas que andan abusando del personal.Vamos hombre, que todos no somos así, como no todos los peatones son unos ejemplos de civismo.Pero no te preocupes que nos van a prohibir ir por la acera en 2013 y así todos sereis felices y disfrutareis de la conaminación de los miles de coches haciendo colas en los semaforos quemando absurdamente gasolina y de la cantidad de gente que por no hacer ningún deporte tienen problemas de salud, etc, etc.

    • Monsignore  On 07/01/2013 at .

      Curioso. Así que el que un grupo de cabrones (que es como se ha llamado tradicionalmente a los incívicos de ahora) no contamine y no tenga problemas de salud ¿les da carta blanca?.
      El que Hitler fuera vegetariano (¡Prime en cumplir la Ley de Godwin :-D!) no le hace más simpático.

      • asmpredator  On 08/01/2013 at .

        Creo que no he pretendido justificar ninguna mala actuación, el colectivo de ciclistas lo forman muchas personas, las hay cívicas e incívicas como en todas partes, lo que me jode es que se metan a todos en el mismo saco y encima se celebre que alguno muera aplastado por un camión, menuda muestra de civismo macarra.
        Solo he querido remarcar que el hecho de que libremente decida moverme por la ciudad en bicicleta no me convierte automaticamente en un gamberro y ademas me permite moverme de forma mas saludable y sin contaminar.con eso no justifico a hitler ni a los incívicos, vamos creo yo…

  • galeta galàctica  On 06/01/2013 at .

    Javier, Cuando lo del whisky,por favor, avísame y lo tomamos juntos.

  • Javier Cuchí  On 08/01/2013 at .

    @asmpredator Pues imagínate cómo lo celebrará el tío al que le partieron la cara delante de su hijo de cuatro años. Claro, la excepción, ya. Y lo mío, otra excepción. Y lo de Ana María (aquí comentado) otra más. Hay que ver qué cantidad de excepciones. Y un problema que yo creía propio de Barcelona, donde, además, los talibanes de Amics de la Bici están muy subidos a la parra, y resulta que no, que viendo los comentarios de Menéame pasa en casi todas partes en las que se permite que el colectivo en cuestión haga lo que le dé la gana: que se suba a las aceras y, además, vaya por ellas como por un velódromo y eso lo vemos todos los ciudadanos no cada día sino varias veces cada día (que es excepcional, vamos), que se metan por los carriles sólo BUS poniendo en riesgo grave e inminente a los pasajeros (esta mañana mismamente lo he vuelto a ver), que se salten los semáforos en rojo, que irrumpan en los pasos de cebra a toda mecha viniendo de cualquier parte (de la acera, o de la calzada) sin señalización previa, sobresaltando (por decir solamente sobresaltando) a peatones y conductores… Una letanía constante e inacabable.

    Y encima tenemos que oirnos a los llorones de los Amics exclamando farisáicamente que sois la parte débil. Ja. Hay que joderse con la parte débil cuando pasa a ser la parte fuerte. Si los coches, las motos y los autobuses os trataran a vosotros como vosotros tratáis a los peatones, vuestros muertos se contarían por centenares a la semana.

    Vuestro espacio está en la calzada respetando escrupulosamente las normas de tráfico que nos aplcian a los demás. Y punto. Ah: y matrícula debidamente registrada, que se os puedan imponer denuncias (la falta de identificación es el otro probelma: la impunidad que permite que esto sea un cachondeo) y seguros RC como todo hijo de vecino sobre ruedas.

  • asmpredator  On 09/01/2013 at .

    Pues nada sigue con tu guerra indiscriminada contra los ciclistas.
    Yo he visto morir a dos personas (una de ellas un bebe)a manos de
    conductores de coche debidamente identificados y no a impedido que pase.
    He visto motoristas hacer cosas que deberían ser consideradas delito,
    algunos peatones circular como si fueran zombies sin mirar por donde cruzan
    y obligándote a pegar frenazos o volantazos para no atropellarlos y
    sin embargo no considero a TODOS ellos la norma.
    El problema no es la bici, el problema es la educación, el civismo
    se tiene o no se tiene, a pie, en bici o en avión.
    Creo eso si que los ciclistas deberían,si no tienen carnet de conducir,
    sacarse una licencia, como con los ciclomotores para tener una mínima formación
    en educación vial.
    Por otra parte se nota que no has circulado en bici entre el trafico urbano,
    en la calzada si somos la parte debil te lo puedo asegurar.
    No acepto tu afirmación de que todos los ciclistas somos por definición unos
    gamberros como no considero a los conductores de coche o moto por definición
    unos asesinos.

    • Javier Cuchí  On 09/01/2013 at .

      No, claro, que los ciudadanos de a pie (nunca mejor dicho) estemos extensa y generalizadamente hartos del colectivo ciclista urbano -como queda más que patente a la que sale la cuestión en foros, medios y demás- es puro capricho, es, simplemente, que como ya nos aburre clamar contra moros, negros y homosexuales, pues ahora, para entretenernos, la emprendemos contra los ciclistas, a falta de otra cosa. Manda huevos.

      Lo cierto es que no hay ni un solo colectivo que irrite tanto como el ciclista. Y eso que en el motor hay comportamientos que déjalos correr; algunos de ellos, por cierto, sujeto a pocas excepciones. Por ejemplo, ponte a cruzar una avenida ancha (o no tan ancha) por un paso de peatones ante una muralla de motoristas de dos o tres filas de espesor y que se te cierre el semáforo: aprenderás todas las suertes taurinas en menos de seis segundos; eso sí, no podemos decir que no avisan: en cuanto el semáforo de peatones empieza a tintinear, oyes a treinta motores ponerse a cuatro mil revoluciones como un solo hombre. Ese también es un comportamiento constatado por toda la ciudadanía. ¿Y por qué, en cambio, no existe una tirria generalizada contra los motoristas? Pues supongo que por dos razones: porque lo que he contado sucede únicamente en ese específico caso y en todas las demás casuísticas no se da un comportamiento colectivo generalizable (cuando se dio, que fue cuando los motoristas circulaban por las aceras, se cortó en seco) y porque no es -hablando en general- un colectivo broncas y reivindicativo, como sí lo es el ciclista, como todos los ciudadanos hemos constatado con harta reiteración. Hablo, ya se entiende, en el entorno barcelonés, no sé qué pasa en las demás ciudades, aunque, por lo que respecta al ciclista urbano, veo que lo mismo.

      ¿Que en la calzada sois la parte débil? Bien, yo nunca he protestado porque en las calzadas -y ahora, por primera vez en esta discusión incluyo las vías interurbanas- se obligue palo en mano a respetar al ciclista, cuando menos en tanto que éste respete las normas; siempre he sido partidario de los carriles bici (en las calzadas, ojo, nunca en las aceras) y me ha parecido bien que estos carriles estén protegidos con barreras físicas. En Barcelona se hizo una prueba en un tramo de la calle Provença que consistió en ubicar el carril bici entre el bordillo de la acera y el carril de estacionamiento de coches y motos. De esta manera, el ciclista quedaba protegido de los coches y el peatón de los ciclistas. No ha cuajado en el resto de la ciudad. ¿Por qué? Porque si haces este invento -que juzgo excelente- y añades un carril solo BUS, al coche particular sólo le queda un carril de circulación y (¡bendito sea!) ello impide la para mí también extremandamente irritante detención -y no digamos estacionamiento- en doble fila. Pero el lobby automovilístico se puso como una fiera y los talibanes de la bici (los Amics de los cojones) tampoco ayudaron mucho a que el experimento tuviera éxito.

      Aplaudiré todas las medidas -pro ciclistas o no- que supongan restricción de la circulación del coche privado en las ciudades (o en mi ciudad, cuando menos), pero es absolutamente prioritario que se prohíba a los ciclistas el uso de las aceras (de todas las aceras, suprimiéndose además, los carriles bici de ellas) y que se les obligue a ir visiblemente identificados (ellos o el vehículo, da igual) mediante un número registrado, de forma que puedan cursarse denuncias tanto por infracciones como por las agresiones de las que frecuentemente -lo hemos visto también en esta discusión- son autores, así como de la obligatoriedad de estar cubiertos por un seguro de responsabilidad civil.

      Esta sí es mi guerra, desde luego.

      • asmpredator  On 09/01/2013 at .

        http://www.heraldo.es/noticias/nacional/2012/07/16/barcelona_prohibira_las_bicicletas_circular_por_las_aceras_senalizadas_2013_196037_305.html

        Parece que todo se va a arreglar para todos, mas carriles bici y menos bicis por las aceras.
        La fricción se reducirá sin duda con esta medida ya que los ciclistas ya no compartiremos el espacio peatonal de forma tan generalizada.
        El número de ciclistas ha aumentado bastante en poco tiempo y hace falta un reajuste de las normativas, habrá paz pues entre los colectivos, al menos eso espero.
        Lo del seguro y la matricula no creo que tarde mucho en llegar, solo que hayan unos miles mas de ciclistas se impondrá esa norma, de hecho la bici en España hasta hace poco tiempo era un medio de transporte marginal con pocos usuarios habituales al menos a nivel urbano..
        Insisto en que hay muchos ciclistas que ni hemos partido caras ni hemos empujado a nadie al carril bus ni andamos pisoteando gente por las aceras lo que pasa es que no se nos nota porque nadie habla de nosotros, solo se habla de los que dan la nota, sean muchos o pocos me da igual.

        .
        .

  • miguelc  On 12/01/2013 at .

    Algunos idiotas circulan en moto.

    Algunos idiotas circulan en coche.

    Algunos idiotas circulan en bici.

    Y algunos idiotas circulan a pié.

    ¿Muerte a todos los idiotas …?

A %d blogueros les gusta esto: